Sí, no ser felices en Navidad es posible, y lo es por la sencilla razón de que nuestros problemas o situaciones personales no desaparecen porque nos encontremos en la época del año más brillante y, teóricamente mágica, de todo el año. Nuestros problemas de pareja, familiares, laborales o de cualquier otra índole, seguirán con nosotros en estos días, por eso es muy importante que tengamos claro lo que de verdad representan estas fiestas para no desanimarnos en caso de que nuestra situación no pinte del color de rosa.

 

PROBLEMAS PERSONALES

Si tienes problemas, procura intentar pensar lo menos posible durante la Navidad en ellos. Estamos de acuerdo en que porque sea Navidad no van a desaparecer, pero podemos poner un poquito de nuestra parte para que, al menos, no ensombrezcan las fiestas navideñas de aquellos a quien queremos. Evitar conversaciones de trabajo o cualquier otro tipo de tema que pueda preocupar a aquellos que nos quieren, es algo muy a tener en cuenta. Piensa si quieres mientras tanto en ello, y plantéate cuáles van a ser las soluciones que buscarás a los mismos a comienzos del nuevo año. Pero recuerda que las imágenes de Navidad que guardamos en nuestra recámara con el paso del tiempo, son los momentos más felices y mágicos que hayamos vivido. ¡Evita aguar la fiesta!

 

SITUACIONES TRÁGICAS

Si eres de los que has vivido alguna situación trágica en alguna otra Navidad pasada y ello hace que no tengas demasiado cariño a la Navidad, busca elementos de la misma que te retrotraigan a la infancia e inspírate en ellos. Piensa en que lo que ocurrió no puede cambiarse, y que ahora te encuentras en otra época de otro año diferente. No desperdicies tus días en lamentaciones que no nos conducen a nada, y busca el ánimo en los que más viven la Navidad, como por ejemplo, los niños. ¡Su inocencia y su sorpresa alegran a cualquiera durante estas fechas!

 

TRISTEZA EN GENERAL

Y si tu situación es que te encuentras solo y ver las costumbres de Navidad de familias reunidas cada dos por tres te hace sentirte triste, no tomes la decisión equivocada de encerrarte en tu casa y en tu soledad. ¡Sal a la calle! ¿Sabías que durante estas fechas es cuando más fiestas en bares, locales y restaurantes se celebran en todo el año? Busca alguna que se identifique con tus gustos y arréglate con ilusión y ánimo. Seguro que en ellas encontrarás a personas con gustos e intereses afines, dispuestas a entablar nuevas amistades.

 

Porque la Navidad es una época que nos recuerda que un año más toca a su fin y que hemos tenido el enorme privilegio de contarlo. ¿Acaso este no es motivo suficiente para festejar y brindar? Dar gracias por estar vivos es el aliciente que necesitas para adentrarte en este próximo año 2017 con las ilusiones justas y necesarias.

¡Feliz año nuevo!

consejos para navidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

¡Compartir!

Comparte este post en tus redes sociales